¿Por qué es importante el fitness?

El fitness se refiere a la salud física y el bienestar personal que se consigue mediante el ejercicio físico y una dieta sana adecuada.

Tenemos la idea que la gente que hace fitness son los que practican el culto al cuerpo, con mucho musculo y que participan en los típicos concursos de competición o belleza, pero el fitness no es solamente fuerza muscular y resistencia. Cualquier persona que busque para si misma un equilibrio, puede practicar fitness. Con el fitness se trabaja la flexibilidad y resistencia, el sistema cardiovascular, la agilidad y velocidad, el equilibrio, la fuerza y la constitución física. Debemos tener en cuenta diferentes parámetros que dependen de cada persona y adaptar el tipo de actividad que sus necesidades o intereses particulares requieran. Algunos preferirán ir a correr o en bicicleta, otros ir al gimnasio a hacer maquinas, otros asistir a clases de aerobic, baile o artes marciales, otros hacer yoga o pilates, otros excursiones, senderismo, etc, y todo esto engloba el fitness. Si aún no sabes qué te gusta más, prueba diferentes cosas, varia de actividad y seguro que encontrarás algo que te interese.

La actividad física diaria puede cambiarnos la vida a mejor. Andar una hora al día es muy importante además de dedicar unas 3 o 4 horas semanales a hacer ejercicio. ¿Cuáles son los cambios que podemos experimentar? El bienestar físico y emocional, el no estar tan agresivos, agobiados o estresados en nuestro día a día. Además, puede ayudarnos a prevenir o combatir enfermedades cardiovasculares, el colesterol alto, la osteoporosis, diabetes, algunos tipos de cáncer y la presión arterial alta.

fitness¿Pero además de prevenir enfermedades, en qué me ayuda el fitness?

Primeramente, nos vamos a sentir con mucha más energía y vitalidad, nos va a ayudar a estar más activos durante el día y va a enfortalecer nuestro sistema inmunológico. Recordad que el fitness engloba una dieta sana y no solamente el ejercicio físico. Una persona que haga ejercicio a diario pero que coma siempre en el McDonald’s no va a tener estos beneficios, la salud física está un 70% en lo que comemos y un 30% en la actividad física.

Por otro lado comer sano y ejercitarnos va a ayudar a quemar la grasa que nos sobre y a perder peso hasta estabilizarlo o a transformar nuestro cuerpo y hacerlo más fuerte y resistente. También va ayudarnos con los dolores de espalda al fortalecer los músculos abdominales y de la espalda y a tener un tronco fuerte lo cual mejorará nuestro equilibrio.

Pero es que además también es muy bueno para nuestro cerebro ya que mejora nuestras emociones y salud mental, experimentamos menos estrés y ansiedad, estamos más tranquilos y de mejor humor, es muy buen método para prevenir o combatir la depresión y estados emocionales apáticos, mejora nuestra cognición y nos ayuda a dormir mejor.

¿Pero cómo es que tiene todos estos beneficios, debe tener algún contra, no? Senzillamente requiere de un compromiso personal, de una motivación -de la que hablaremos más adelante en otra entrada- y de querer cambiar nuestro estilo de vida. Porqué esto es de por vida, aunque una vez se empieza ya se convierte en un hábito y las mejoras internas que notas y la mejora en tu cualidad de vida ya te motivarán después a seguir estas conductas, al final lo acabarás necesitando. Lo importante y más difícil es empezar y la preserverancia incial. Es clave no esperar a tener tiempo para hacer ejercicio o para comer bien sino hacer tiempo en nuestra rutina para ello y convertirlo en parte de tu agenda.

La riqueza real es la salud, no el oro ni la plata” ~Mahatma Gandhi. 

Anuncis