Alimentos Anti-Inflamatorios

Hay varios alimentos con propiedades antiinflamatorias que si los tomamos con frecuencia en nuestra dieta pueden ayudar a disminuir inflamaciones.

índiceCEBOLLA: Contiene flavonoides. Las plantas que los contienen tienen propiedades anti inflamatorias, anticancerosas, anti hemorragias, antiespasmódicas, antibacterianas y diuréticas entre otras. Junto con el ajo es uno de los antibióticos naturales más efectivos.

 

 

imagesNUECES: Son ricas en ácidos grasos Omega 3, que además de ser muy buenos para el funcionamiento del cerebro y para reducir el nivel de colesterol en sangre ayudan a disminuir el dolor y la inflamación. Además también contienen zinc que nos ayudará a fortalecer nuestras defensas.

Las almendras también son muy buenas puesto que son antioxidantes y ricas en vitamina E, calcio y fibra.

fPIMIENTO ROJO: Contiene gran cantidad de Vitamina C, ayuda a los tejidos lesionados a recuperrarse porque tiene efecto cicatrizante. Contiene también capsaicina que se utiliza en farmacia como analgésico y ayuda, por lo tanto, con el dolor y los procesos inflamatorios.

02 t32 curcuma

CÚRCUMA: La curcumina, que es uno de los componentes principales de la cúrcuma, inhibe el dolor y ayuda a calmarlo. Tiene propiedades antiinflamatorias y antioxidantes.

.

dfgfJENGIBRE: tiene propiedades antioxidantes y antihistamínicas y ejerce una función anti inflamatoria y reduce el dolor de manera rápida y eficaz.

Dieta anti inflamatoria: 

Siete-Alimentos-contra-la-inflamación-y-la-grasa-del-vientre

Para una dieta anti-inflamatoria es importante eliminar la ingesta de alimentos ácidos como carnes, lácteos y huevos y aumentar la ingesta de frutas (no ácidas, como la manzana, la pera, el melón, el plátano, mango, uvas, cerezas…) y verduras de hoja verde (como espinacas, acelgas, lechuga, coles de Bruselas, repollo, endibias, algas, etc). También es interesante aumentar la ingesta de alimentos ricos en vitamina C (pimiento rojo y verde, guisantes, coles de bruselas, brocoli…) y Vitamina E (cereales integrales, aceite de oliva…). Y finalmente beber mucha agua. Es mejor escoger alimentos frescos que muy procesados. Intentar evitar a toda costa alimentos con azúcares añadidos.

Anuncis

Beneficios del Té Verde

Te verde

El té verde es famoso por su amplia gama de propiedades y los beneficios que puede aportar a nuestra salud. Éste té proviene de la misma planta de la que se produce el té negro aunque a diferencia de éste último, el té verde no se deja fermentar y ha tenido muy poca oxidación en su procesado lo que le da su gusto característico, menos amargo que el té negro. La hoja del té se tuesta y luego se enrolla y se deja secar. Como es una bebida que lleva teína, no es recomendable un consumo excesivo porque excita nuestro sistema nervioso pero sí es muy recomendable tomar entre dos y tres tazas de té verde al día.

El té verde potencia la capacidad cognitiva gracias a la sustancia teanina que afecta a nuestros niveles de serotonina y dopamina y mejora la actividad del hipocampo ayudando a relajarnos además de potenciar la actividad cognitiva lo que representa una mejora en la capacidad de memorizar, en nuestra atención y concentración y, por ende, una mejora en nuestro aprendizaje. Además, la teanina puede mejorar también nuestro humor y al tener capacidad para relajarnos, el té es bueno para reducir el estrés.

El té, además, es un magnífico antioxidante lo que ayuda a proteger nuestras células y retardar su oxidación que puede ser producida por los radicales libres que son moléculas que produce nuestro organismo al degradar los alimentos que consumimos y éstos pueden dañar las células y ayudar a la aparición de enfermedades como el cáncer o enfermedades cardiovasculares. Además, los radicales libres también aparecen si estamos expuestos al humo del tabaco, a la contaminación ambiental, o a la radiación. Así pues, es muy importante añadir el consumo de antioxidantes en nuestra dieta; las frutas y verduras son muy buenos antioxidantes, junto con el té o café.

El consumo de té, además, es muy beneficioso para la gente que esté en el proceso de perder peso porque ayuda a quemar grasas ‘malas’ y a reducir la grasa acumulada. De todas formas, este beneficio nos ayuda a todos, no sólo para perder peso, ya que al quemar grasas disminuye el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares.

Estudios recientes, han vinculado el consumo de té verde con una prevención de la aparición de diversas enfermedades, como algunos cánceres, detener o retrasar la aparición de la diabetes, reduce el riesgo o atrasa la aparición de la enfermedad de Parkinson y el Alzheimer y al ser un anti-inflamatorio, el té también ayuda al tratamiento de la artritis.

Además, el té tiene beneficios para nuestra piel por su capacidad de regenerar el colágeno y de retrasar el envejecimiento.

Sin embargo, el té puede irritar la mucosa gastrointestinal por lo que es mejor no consumirlo si se tiene gastritis, problemas digestivos, úlceras, etc.

Ahora que estamos en verano, podemos tomar el té verde con hielo, igual cómo hacemos con el café, y disfrutaremos de una bebida refrescante, que nos quitará la sed y muy saludable.

Comida para tu Piel

food-skin-health

Hay alimentos que pueden proteger nuestra piel de los rayos solares; que no significa que tengan el mismo efecto que un protector solar, éstos son siempre imprescindibles; o que regeneran nuestra piel. También hay otros alimentos que ayudan a mantener una piel saludable, lisa, tersa, bonita y sin arrugas. Vamos a hacer un listado de alimentos que, mediante su consumo, cuidan de nuestra piel.

Las fresas y cualquier fuente de Vitamina C evitan que salgan arrugas y la sequedad relacionada con envejecer. La vitamina C es una de las más famosas, y se puede encontrar en naranjas, kiwis, brócoli y pimientos, entre otros.

Los tomates tienen licopeno que es lo que les atorga su color rojo característico y es un carotenoide que mantiene nuestra piel suave. Los carotenoides tienen un afecto antioxidante que nos protege de sufrir daños durante la fotosíntesis, así pues consumir licopeno va a protegernos de quemarnos la piel con el sol. La sandía también es una buena fuente de licopeno. Otras frutas que contienen carotenoides son el mango, la papaya y los albaricoques.

Las zanahorias nos aportan vitamina A que previene la sobre producción de células en las capas externas de la piel, lo que significa que tendremos menos células muertas y poros negros.

Otra vitamina que nos ayuda a protegernos de los rayos solares es la Vitamina E que podemos encontrar en las almendras. Cuando decimos que nos protege de quemarnos queremos decir que si juntamos a dos personas con un mismo tipo de piel, el mismo rato debajo el sol, la persona que tome estos alimentos tardará más tiempo a que la piel se le vuelva roja o quemada que el otro.

Además, la vitamina E también es antioxidante así que mantiene a nuestras arterias libres de radicales libres peligrosos. Otros alimentos con Vitamina E son los aguacates, las avellanas y los piñones.

El tofu y otros alimentos con soja como, por ejemplo, la leche de soja, son ricos en isoflavonas que ayudan a preservar el colágeno la función del cual es mantener nuestra piel firme. También ejercen una función antioxidante.

Tomar una taza de café con cafeína al día podría disminuir el riesgo de desarrollar cáncer de piel. Y consumir espinacas y demás vegetales de hoja verde, gracias a su folato que sintetiza, mantiene y repara nuestro ADN, también nos defienden de desarrollar cáncer. El folato también se encuentra en las legumbres y los cacahuetes.

Siguiendo con la prevención del cáncer, no podemos olvidarnos del te verde que tiene grandes propiedades antioxidantes, anti inflamatorias y anti cáncer.

El chocolate negro es otro antioxidante ya que tiene flavonoles que nos ayudan a mantener una piel suave y protegida de los rayos solares.

Y evidentemente debemos mantenernos hidratados bebiendo unos 8 vasos de agua al día.

Los azúcares, la sal, el alcohol y el tabaquismo son dañinos para la piel, además de para nuestro organismo así que debemos moderar su consumo.