Fricandó de seitán

fricando seita
FRICANDÓ DE SEITÁN 

Para preparar el fricandó necesitaremos los siguientes ingredientes:

  • Seitán
  • Harina
  • Aceite de oliva
  • Guisantes
  • 1 cebolla
  • 1 diente de ajo
  • Tomate
  • Champiñones u otras setas variadas

Para la picada: 

Podemos hacer una picada para poner encima del seitán que llevará:

  • Almendras
  • Perejil
  • 1 diente de Ajo

Picamos estos ingredientes con un poquito de agua. Retiramos.

PREPARACIÓN

  1. Cortamos el seitán a lonchas finas y ponemos un poco de sal
  2. Enharinamos el seitán y lo ponemos a freír en una sartén.
  3. Una vez hecho, lo retiramos.
  4. Cortamos la cebolla muy pequeñita o la rallamos.
  5. Sofreimos la cebolla en una sartén o cazuela.
  6. Cuando la cebolla esté a media cocción añadimos el ajo y el tomate.
  7. Seguidamente añadimos los champiñones y también los guisantes y el seitán.
  8. Hechamos la picada por encima el guiso cuando esté al final de su cocción.
  9. Dejamos que vaya cociéndose a fuego medio durante unos 15 minutos.

Trucos para mejorar nuestra memoria

braingame

En nuestro día a día es habitual que se nos olviden cosas. ¿Qué tenía que comprar en el supermercado? ¿Dónde habré puesto esto? ¿A qué hora tengo que ir al médico? Aunque se nos olviden pequeños detalles pueden hacernos pasar un mal rato.

Hay diferentes tipos de memoria. Está la memoria sensorial que nos sirve para recordar -pero durante muy poco tiempo, sólo milisegundos- información cuando el estímulo sensorial ha terminado. El estímulo puede ser tanto auditivo, visual, verbal, etc. La memoria a corto plazo ayuda a que recordemos información mientras la estamos usando. La memoria de trabajo -que es un tipo de memoria a corto plazo- nos permite mantener datos en la mente para utilizarlos en el momento como por ejemplo recordar una serie de números o un número de teléfono. También mientras estamos leyendo un libro tenemos que retener alguna información para entender el contexto y lo que vamos leyendo a continuación. Sin la memoria a corto plazo esto no seria posible. Si hacemos un esfuerzo consciente para retener esta información, ésta pasará a la memoria de largo plazo. Este proceso se llama consolidación. Sino va a desaparecer.

La memoria a largo plazo la usamos para recordar información durante un período muy largo de tiempo. La capacidad de ‘almacenaje’ de información de esta memoria parece ser ilimitada. Por lo que nunca llenaremos tanto el almacén de memoria a largo plazo como para no poder aprender y retener más información. Siempre vamos a poder almacenar nueva información. Cuando olvidamos algo no es porque la información haya desaparecido de nuestra memoria. Hay muchos estudios y debates sobre cómo y por qué olvidamos. Quizás no lo olvidamos sino que nos resulta muy difícil acceder a esa información o recuperar esos datos.

¿Cómo conseguir recordar una información a largo plazo? Algunas de las técnicas más usadas y efectivas son la repetición, dar significado a la información y asociándola con información previamente almacenada.

La memoria no sólo nos sirve para recordar experiencias pasadas sino también para planificar el futuro. A esto le llamamos memoria prospectiva.

Para recordar algo, una buena técnica, como hemos dicho, es la repetición. De todas formas, repetir una información una y otra vez hasta que la recordemos puede resultarnos un poco aburrido aunque tenga buenos resultados.

La-Mnemotecnia-en-Busca-de-Una-Memoria-Prodigiosa

Las técnicas empleadas para mejorar nuestro proceso de retener, almacenar y recuperar información se llaman mnemnotécnicas.

Para practicar otra técnica podemos dar significado a aquello que tenemos que recordar. Dar significado significa darle importancia. Al hacer la información relevante para nosotros nos será más fácil recordarla.

Es importante, si queremos activamente recordar algo, no hacer otras tareas complejas mientras estemos consolidando la información. De esta forma nuestra concentración estará dedicada a este proceso. Así, también va a resultarnos más fácil recuperar esta información.

La visualización es una técnica también vastamente usada y consiste en crear imágenes mentales. Es importante usar imágenes positivas. Si queremos recordar dónde hemos puesto un objeto debemos primeramente recordarlo vivamente en la mente y luego hacer un recorrido mental por los sitios dónde hemos estado.

Imagina

Seguidamente os voy a proponer un ejemplo práctico de esta técnica que podéis usar un día como si de un juego se tratase. Se llama método LOCI. Si queremos entrenar nuestra memoria podemos hacer la lista de la compra visualmente en vez de escribirla en papel. Para ello deberemos imaginarnos vivamente nuestra casa, es un lugar muy familiar y conocido para nosotros lo que nos va a hacer más fácil el proceso. Nos situamos a la puerta de entrada e imaginamos patatas gigantes en la escalera. Luego subimos y entramos en la cocina dónde encontramos una botella de zumo de naranja de un color muy vivo. En el lavabo está el papel higiénico y el jabón de manos, etc. Vamos introduciendo todos los alimentos que debamos comprar en las diferentes habitaciones de nuestra casa en el mismo orden en que recorreríamos la casa. Los alimentos debemos imaginarlos más grandes de lo normal, o con colores muy vivos porque así nos van a llamar más la atención. Si queréis también podéis añadir olores o sonidos, o imaginar cosas divertidas como por ejemplo a vuestro gato sentado en el sofá vestido con un esmoquin y comiéndose un plato de macarrones. Vamos a recordar mejor todo lo que salga de lo común. Cuando estemos en el supermercado deberemos repetir el recorrido por nuestra casa, pero esta vez ya para coger los alimentos que necesitemos comprar.

Otra técnica muy interesante es usar acrónimos para recordar palabras que nos suenen raras o resulten complicadas para nosotros.

14965943-most-common-used-acronyms-and-abbreviations-on-retro-style-speech-bubbles

Para recordar OVNI podemos recordar su significado verdadero: objeto volador no identificado. También podemos dar nuestro propio significado a una palabra o siglas que tengamos que memorizar. Por ejemplo, imaginemos que tenemos que recordar una palabra que para nosotros no tiene significado como MOMEB. Para ello, podemos formar palabras con cada letra de la palabra. Podemos decir Más O Menos Estoy Bien. Esto vendría a ser el uso de frases. O Maria, Oreo, Musica, Estudio, Barcelona. Aunque si formamos una frase quizás nos resulta más fácil que con nombres sueltos. Para retener la información nos va a ser útil también combinar esta técnica con la repetición.

Finalmente, podemos usar rimas o canciones para recordar algo. Seguro que lo habréis hecho alguna vez. A mucha gente le resulta fácil recordar letras de canciones y es porque las hemos almacenado junto con una melodía. Si es vuestro caso, no dudéis en poner esta técnica en práctica

Además es muy importante dormir. Lo necesitamos para consolidar la nueva información que hemos aprendido durante el día.

Sandwich de Hummus

sandwich hummus

Sandwich con Hummus

¿Qué es el hummus? 

El hummus proviene de la cocina árabe y se trata de un puré de garbanzos con una pasta de harina de sésamo llamada tahini y con aceite de oliva, sal, ajo y jugo de limón. Es un plato vegetariano muy nutritivo que nos aporta mucha proteína.

Actualmente puede comprarse preparado en algunos supermercados. Aunque siempre es mejor hacerlo casero, os recomiendo el hummus del Mercadona que viene en tres variedades; el hummus clasico, el hummus con olivas y el hummus con pimientos del piquillo.

TripleMuntatge3D_PerSol
Para preparar hummus necesitamos:

  • 400 gr de garbanzos cocidos
  • 2 cucharadas soperas de tahini
  • 1 diente de ajo
  • una pizca de sal
  • aceite de oliva
  • el jugo de medio limón
  • perejil
  • Medio vaso de agua

Preparación: 

  1. Pon los garbanzos en la batidora 
  2. Añade el ajo, el tahini, el aceite, la sal, el perejil y el jugo de limón.
  3. Bate todos los ingredientes y ve añadiendo el medio vaso de agua poco a poco hasta que quede una textura suave y cremosa pero no muy densa.
  4. Seguidamente ya podemos poner el hummus en un bol y decorarlo a nuestro gusto con un chorrito de aceite de oliva, un poco de paprika (pimienta roja), un poquito de perejil, o unos garbancitos por encima.

RECETA DE SANDWICH DE HUMMUS

Este sandwich puede servirnos como una cena muy rápida de preparar y nutritiva.

  1. Tostamos el pan de molde
  2. Untamos cada rebanada de pan con hummus (paté de garbanzos)
  3. Cortamos hojas de espinaca y las ponemos en el sandwich
  4. Ponemos un poco de queso (o quefu o tofu)
  5. Tapamos con la siguiente rebanada que ya habremos untado con hummus
  6. Para el piso superior cortamos unos tomates y los ponemos en el sandwich con un chorrito de aceite y una pizca de sal
  7. Si apetece podéis poner queso rallado por encima
  8. Tapamos el sandwich con la ultima rebanada (también untada con hummus) y ya lo tenemos listo para comer

¡Buen provecho!